Le exigen al gobierno ecuatoriano que les otorgue el pleno restablecimiento del estatus legal a los Isaías, que les conceda una indemnización por la propiedad confiscada y ofrezca una disculpa pública a la familia

MIAMI, 17 de junio de 2016 /PRNewswire-HISPANIC PR WIRE/ -- En una decisión unánime, el Comité de Derechos Humanos de las Naciones Unidas ha dictaminado que los derechos civiles de los hermanos ecuatorianos Roberto y William Isaías resultaron violados por el Gobierno de Ecuador y que no se les concedió el debido proceso cuando sus empresas fueron confiscadas por el Estado. Como indemnización, el Comité ha ordenado la plena devolución de las propiedades que les fueron confiscadas, que incluyen a 14 medios de prensa, y una disculpa pública por parte del Gobierno de Ecuador. Además, se le solicitó a Ecuador que publicara el fallo del Comité y lo distribuyera ampliamente por todo el país.

"Este fallo demuestra que nuestra inocencia siempre prevalecerá cuando se analice nuestro caso mediante un proceso transparente. El abuso y la persecución que hemos sufrido como víctimas del presidente Correa y su gobierno ha sido confirmado ahora por las Naciones Unidas", declaró Roberto Isaías. "Las resoluciones de los jueces prueban que la violación de nuestros derechos civiles y la violación de nuestro derecho al debido proceso fue claramente manifiesta y la orden de reparaciones muestra que la confiscación de nuestros activos fue ilegal. Apreciamos sumamente la dignidad con que este panel multinacional de jueces estudió nuestro caso", añadió.

En su declaración oficial, el Comité también resolvió que una enmienda constitucional dirigida contra los hermanos Isaías titulada Mandato No. 13, que explícitamente prohibía interponer acciones legales para la protección de sus derechos constitucionales en respuesta a la expropiación de sus activos y también ordenaba el despido de cualquier juez que conociera cualquier acción sobre esta materia, violaba los derechos de los Isaías en virtud del Artículo 14(1) del Pacto Internacional sobre Derechos Civiles y Políticos.

El fallo le concede un lente judicial imparcial a la naturaleza absoluta en que el gobierno de Correa ha violado los derechos humanos y civiles de sus ciudadanos durante el último decenio, lo cual incluye la apropiación de empresas privadas, la interferencia en el sistema judicial y la derogación de la libertad de prensa mediante la confiscación de activos de medios.

Durante más de un decenio, Roberto y William Isaías han sido blanco de una agresiva campaña de persecución política, económica y judicial, además de la confiscación de sus activos de medios, que consistían en cuatro radioemisoras, tres periódicos, tres revistas y cuatro canales de televisión.

En marzo de 2013, ante la imposibilidad de recibir un juicio imparcial en su tierra natal de Ecuador debido a la implementación del Mandato 13, Roberto y William Isaías presentaron una demanda ante el Comité de Derechos Humanos contra el Gobierno de Ecuador en la cual detallaron la persecución política y las violaciones de los derechos humanos y civiles que sufrieron debido a la falta del debido proceso judicial y la apropiación de activos por parte del Gobierno de Ecuador.

Fuente : Roberto Isaias