¡Ahorra haciendo tus compras inteligentemente!

¡Ahorra haciendo tus compras inteligentemente!



COMPARTE ESTA NOTA

IRVING, Texas, 2 de noviembre /PRNewswire-HISPANIC PR WIRE/ — Para muchas familias, el alimento es el área más importante del presupuesto que se puede recortar. Hoy como siempre, MASECA(R) está a tu lado, en tu cocina, en tu mesa y para apoyarte en las necesidades prioritarias. Aquí te damos unos consejos sobre como ahorrar a la hora de ir al supermercado.

Hacer una lista antes de salir a hacer tus compras

Haz una lista de los productos que realmente se necesitan en el hogar, de esa manera, solo compras lo necesario y evitas gastos innecesarios.

Caducidad de los alimentos

Revisa la fecha del producto que deseas para confirmar que estás adquiriendo el que te puede durar más tiempo.

Aprovechar los descuentos

Cuando hay productos con descuento que se pueden almacenar como el agua, detergentes, papel de baño, jabones, etc, compra más y guárdalos, pero con moderación.

Comprar temprano y sin acompañantes

Tener acompañantes al momento de la compra puede fácilmente aumentar tu gasto. Al comprar por la mañana, recorres el supermercado con mayor rapidez y a la vez gastas menos.

Revisar de abajo hacia arriba todos los productos de interés en los estantes

Los vendedores también tienen sus estrategias y colocan los artículos que más quieren vender en los estantes situados entre la altura de la rodilla y del hombro.

Comprar cuando estés de buen humor y sin hambre

Cuando tenemos hambre, tendemos a comprar más. El mal humor y el cansancio nos hacen comprar sin pensar en ahorrar y compramos productos que realmente no son necesarios.

Usar cupones

Lleva contigo los cupones de descuento que llegan por correo y usa también los que están en la tienda.

En productos específicos:

– En lugar de comprar galletas o pasteles, mejor hornéalos tú, así es mucho más barato y aparte, es divertido.

– Cuando compres frutas o verduras, cerciórate que estén bien secas, porque si están mojadas añaden peso a la balanza y el precio puede subir.

– Es mejor tomar agua o jugos de frutas que comprar refrescos y otras bebidas, ya que es más económico y más sano; pero si compras refrescos, es más barato comprar las botellas de 2 ó 3 litros que las de refrescos en lata.

Para más información de Maseca a tu lado y para ricas recetas, visita www.mimaseca.com

FUENTE MASECA

¡Ahorra haciendo tus compras inteligentemente!