Cortar el césped no es juego de niños

Cortar el césped no es juego de niños

Sociedades médicas nacionales ofrecen consejos útiles para la seguridad de los niños y la prevención de accidentes ocasionados por cortadoras de grama


COMPARTE ESTA NOTA

Chicago, IL–(HISPANIC PR WIRE – US Newswire)–26 de junio de 2006–Ahora que ha llegado el verano, miles de niños de toda la nación se encargan de una tarea familiar: el corte del césped. Ya sea para ayudar a sus padres a cortar la grama del patio, o un trabajo de verano para conseguir algún dinero, esta tarea de rutina puede ser peligrosa para niños y adultos por igual, si no se toman las medidas de seguridad apropiadas. De hecho, en el año 2004, más de 230,500 personas—de las cuales, aproximadamente 20,000 son niños menores de 19 años—fueron atendidas en consultas médicas, clínicas y salones de emergencia, a causa de lesiones ocasionadas por cortadoras de césped, según datos provenientes de un informe de la Comisión de Seguridad de Productos del Consumidor.

Para evitar accidentes, la Asociación Americana de Microcirugía Reconstructiva (ASRM, por sus siglas en inglés), la Sociedad Americana de Cirujanos Plásticos (ASPS), la Academia Americana de Pediatría (AAP) y la Academia Americana de Cirujanos Ortopédicos (AAOS) se han unido para informar a padres, adultos y niños con respecto a la importancia de respetar las medidas de seguridad a la hora de manipular la cortadora de césped.

“La cortadora de césped es una de las herramientas más peligrosas en el hogar, pero muchos niños la consideran un juguete potencial, lo cual da por resultado miles de lesiones debilitantes cada año”, aseguró el Dr. L. Scott Levin, MD, FACS, presidente de la ASRM. “Las lesiones más frecuentes ocasionadas por las cortadoras de grama son: cortaduras profundas, pérdida de dedos de las manos y los pies, amputaciones de miembros, dislocación y fractura de huesos, quemaduras y lesiones oculares”. La mayoría de estas lesiones se puede evitar, con sólo seguir unos simples consejos de seguridad”.

La ASRM, ASPS, AAP y AAOS, ofrecen los consejos siguientes para evitar lesiones ocasionadas por las cortadoras de césped:

— Para operar cualquier cortadora manual de césped, el niño debe tener al menos 12 años de edad, y al menos 16 para manejar una cortadora motorizada.

— No deben llevarse a los niños como pasajeros al operar una cortadora motorizada.

— Use botas u otro calzado duro y cubierto—no sandalias—cuando corte el césped.

— Los niños pequeños deben estar a una distancia prudencial de la zona donde se corta el césped.

— Antes de cortar el césped, recoja cualquier piedra, juguetes o basuras del terreno, para evitar lesiones provocadas por objetos volantes.

— Use siempre protección para los ojos y los oídos.

— Use una cortadora con control que detenga el motor si se suelta el manubrio.

— Nunca retroceda con la máquina funcionando, ni corte el césped caminando hacia atrás, a menos que sea absolutamente necesario. En ese caso, asegúrese de no tener ninguna persona cerca antes de hacer la maniobra.

— Arranque y reabastezca de combustible la cortadora al aire libre, no en el garaje. El reabastecimiento debe efectuarse cuando el motor esté apagado y frío.

— Las cuchillas sólo deben ser manipuladas por un adulto.

— Espere que las cuchillas hayan detenido totalmente su movimiento antes de retirar el colector de césped, desatascar el tubo de descarga, o cruzar senderos de gravilla.

“Aunque el corte de césped puede ser una excelente forma de actividad física, también puede provocar daños si no se toman las precauciones debidas”, explicó el Dr. Richard F. Kyle, MD, cirujano ortopédico y presidente de AAOS. “Es importante que las personas se tomen su tiempo a la hora de cortar el césped, y enseñen a los niños de corta edad a estar lo más lejos posible de esas máquinas cuando el motor está funcionando”.

Gran parte de las lesiones ocasionadas por las cortadoras de césped requieren la presencia de un equipo de médicos de diferentes especialidades para su reparación apropiada. Con frecuencia, los pacientes deben someterse a dolorosas operaciones reconstructivas para recuperar la forma y funcionamiento del miembro afectado.

“Los especialistas en cirugía plástica, microcirugía, cirugía pediátrica y ortopédica están a la vanguardia en la reparación de estas lesiones, y ven, por experiencia propia, lo devastadoras que pueden ser las mismas para los niños y sus familias”, puntualizó el Dr. Bruce Cunningham, MD, presidente de ASPS. “Para nosotros es igualmente importante la colaboración en la prevención de esas lesiones, como la reparación de las mismas”.

“Lo triste es que un gran número de esas trágicas lesiones se pueden evitar”, añadió la Dra. Eileen M. Ouellette, MD, JD, FAAP, presidenta de la Academia Americana de Pediatría. “Unas cuantas precauciones simples pueden proteger a miles de niños”.

La Asociación Americana de Microcirugía Reconstructiva, es una organización sin fines de lucro que promueve, estimula, fomenta y contribuye al progreso del arte y la ciencia de la cirugía reconstructiva microneurovascular. La ASRM, que cuenta con más de 500 miembros, existe como foro para la enseñanza, la investigación y el libre intercambio de ideas acerca de los métodos y principios de la microcirugía reconstructiva entre sus miembros.

La Sociedad Americana de Cirujanos Plásticos, es la mayor organización de cirujanos plásticos certificados en el mundo. La Sociedad, que cuenta con más de 6,000 miembros, está reconocida como la principal autoridad y fuente de información acerca de la cirugía plástica cosmética y reconstructiva. La ASPS está compuesta por el 94 por ciento del total de cirujanos plásticos certificados en los Estados Unidos. Fundada en el año 1931, representa a los médicos certificados por la Junta Americana de Cirugía Plástica, o el Real Colegio de Médicos y Cirujanos del Canadá. Para más información acerca de la cirugía plástica, visite el sitio Web http://www.plasticsurgery.org.

la Academia Americana de Pediatría es una organización que agrupa a 60,000 pediatras de atención primaria, sub-especialistas médicos pediátricos y especialistas pediátricos quirúrgicos, dedicados a la salud, seguridad y bienestar de infantes, niños, adolescentes y jóvenes adultos. (www.aap.org)

La Academia Americana de Cirujanos Ortopédicos (http://www.aaos.org) o (http://www.orthoinfo.org), que cuenta con más de 29,000 miembros, es la principal organización sin fines de lucro que proporciona programas de educación a cirujanos ortopédicos y profesionales de salud integrada; defiende los intereses de los pacientes, y fomenta la salud músculoesqueletal de la más alta calidad. Los cirujanos ortopédicos y la Academia son las fuentes autorizadas de información a pacientes y al público en general acerca de los trastornos músculoesqueletales, tratamientos y temas relacionados. La Academia, defensora del perfeccionamiento de los cuidados al paciente, está participando en la Década de Huesos y Articulaciones (Bone and Joint Decade http://www.usbjd.org) – iniciativa global entre los años 2002 y 2011 – para llamar la atención acerca de la salud músculoesqueletal, estimular la investigación y mejorar la calidad de vida del pueblo.

Cortar el césped no es juego de niños