El President’s Cancer Panel identifica la urgente necesidad de entender mejor las...

El President’s Cancer Panel identifica la urgente necesidad de entender mejor las poblaciones diversas, estándar de un cuidado culturalmente apropiado

El actual abordaje tipo talle único al cáncer resulta inadecuado a la luz de la transformación demográfica y cultural de los EE. UU.


COMPARTE ESTA NOTA

WASHINGTON, 28 de abril de 2011 /PRNewswire-HISPANIC PR WIRE/ — Frente a las proyecciones acerca de que las minorías se convertirán en la mayoría colectiva en los EE. UU. para antes de 2050, un informe divulgado hoy por el President’s Cancer Panel (Panel Presidencial del Cáncer) identifica la urgente necesidad de ampliar las investigaciones y de entender mejor los factores que influyen en el riesgo de cáncer y en sus resultados, entre las poblaciones diversas. El informe del Panel, La transformación demográfica y cultural de los Estados Unidos: las implicancias para el cáncer, sostiene que el conocimiento acerca del riesgo de cáncer, su incidencia, progresión y resultados se basa en gran medida en estudios de poblaciones de blancos no hispanos. Por lo tanto, lo que se conoce actualmente acerca de los factores de riesgo, de los lineamientos de diagnóstico por imágenes y de tratamiento quizá no sea adecuado para las personas de ascendencia no europea. El Panel también hace un llamamiento a estándares de “competencia cultural” más elevados entre los profesionales de la salud, a fin de abordar mejor las barreras culturales e idiomáticas que pueden impactar negativamente en la calidad del cuidado de los pacientes.

“A medida que el paisaje cultural de nuestro país continúa su transformación, el abordaje tipo talle único a los lineamientos de diagnóstico por imágenes, de prevención y de tratamiento del cáncer ya no es adecuado”, dijo LaSalle D. Leffall (h.), M.D., presidente del Panel. “Un conocimiento más acertado sobre los factores de riesgo de cáncer entre las poblaciones diversas y una mejor capacitación en competencia cultural son pasos fundamentales en pos a reducir la carga nacional del cáncer”.

Teniendo en cuenta que las proyecciones sobre la incidencia de cáncer en poblaciones minoritarias indican que casi se duplicará entre 2010 y 2030, el Panel insta a una evaluación más precisa de los efectos que una demografía cambiante continuará teniendo en la incidencia de cáncer y en su mortalidad, en las próximas décadas.

Los hallazgos y las recomendaciones clave

— Mientras que los impactos de las determinantes socioeconómicas y socioculturales de los resultados de salud se reconocieron hace mucho tiempo, las investigaciones sobre el cáncer se han centrado principalmente en el uso de la genética para identificar las diferencias en la salud. El Panel recomienda que se examinen tanto los factores biológicos como los sociológicos, a fin de entender realmente las poblaciones diversas y las resultantes disparidades en la salud.

— El Panel identifica la necesidad de evaluar los actuales lineamientos de diagnóstico por imágenes del cáncer, a fin de determinar su precisión al calcular la carga de la enfermedad en las poblaciones diversas. En particular, el informe recomienda que los investigadores consideren la población de pacientes en su totalidad y que identifiquen factores genéticos, sociológicos y de riesgo del medio ambiente, que sean comunes, sobre los cuales basar las recomendaciones del diagnóstico por imágenes.

— Los investigadores deben examinar el impacto de la demografía cambiante y ampliar el actual conocimiento sobre los factores relacionados que influyen en el riesgo, en la incidencia y en la mortalidad del cáncer. Este conocimiento debe luego aplicarse para beneficio de todas las subpoblaciones, para que puedan instrumentarse medidas preventivas más acertadas.

— La mayoría de los proveedores de servicios médicos no considera adecuadamente las características socioculturales y socioeconómicas de los pacientes al momento de abordar la prevención y el tratamiento del cáncer, aún cuando estos factores pueden tener efectos independientes y, algunas veces, profundos en la susceptibilidad y en los resultados del cáncer, tanto en estadounidenses nativos como en los nacidos en otros países. Además, el Panel encontró que las diferencias idiomáticas entre paciente y proveedor de servicios médicos constituyen una barrera significativa al momento de brindar un cuidado de la salud de calidad. El Panel recomienda que la competencia cultural se convierta en una parte integral de la currícula médica y de capacitación en investigación, así como un requisito de formación continua. El Panel también recomienda que se considere a los intérpretes capacitados como miembros esenciales del equipo del cuidado de la salud.

— Si bien la medicina personalizada para todos es el fin último en el cuidado del cáncer, no es factible ni costeable universalmente en el futuro cercano. El Panel concluye que la investigación ahora se necesita para identificar las subpoblaciones con alto riesgo de enfermedad debido a factores genéticos/ancestrales, biológicos, socioculturales y de otro tipo, que se relacionan directamente con el riesgo o con la respuesta a la terapia.

— Las deficiencias en las actuales estadísticas demográficas, en los censos, en las aseguradoras públicas y privadas, y en los datos sobre vigilancia del cáncer pueden frustrar los esfuerzos para caracterizar las poblaciones de una manera científicamente significativa. A fin de abordar estas graves deficiencias en la información, el Panel insta a que se mejore la recolección de datos, así como los conjuntos de datos estandarizados, y las definiciones de raza y de etnicidad.

— Existe la necesidad de un mejor intercambio de la información entre las agencias del gobierno, en todos los niveles, así como la de abordar las cuestiones relacionadas con la compatibilidad de la información.

— Entre otras recomendaciones, se encuentran aumentar la diversidad de quienes trabajan en investigación del cáncer y en la atención de los pacientes; explorar y evaluar el beneficio de los modelos de navegación de pacientes; y continuar la investigación básica, aplicada (translational research), clínica, de la población y de la difusión, acerca de las disparidades de salud del cáncer.

El Panel llega a la conclusión de que el cáncer y otras disparidades de salud serán eliminados sólo cuando las determinantes sociales de los resultados de salud pobres, tales como pobreza, un bajo logro educativo, vivienda y vecindarios por debajo del estándar, y un acceso insuficiente al cuidado de la salud de calidad sean abordados de manera adecuada.

Para el informe completo, visite http://pcp.cancer.gov. Para copias impresas, puede escribir a pcp-r@mail.nih.gov o al President’s Cancer Panel, 6116 Executive Boulevard, Suite 220, Bethesda, Maryland 20892.

El President’s Cancer Panel (http://pcp.cancer.gov) está conformado por tres miembros designados por el Presidente. Entre los miembros actuales, se encuentran LaSalle D. Leffall (h.), M.D., F.A.C.S., Howard University; y Margaret L. Kripke, Ph.D., University of Texas MD Anderson Cancer Center. El Panel, establecido por la Ley Nacional contra el Cáncer de 1971, es una entidad independiente que tiene a su cargo supervisar el Programa Nacional contra el Cáncer e informar anualmente al Presidente acerca de cualquier barrera que impida su ejecución. Si bien el Panel recibe apoyo logístico y de personal por parte del National Cancer Institute, el Panel no asesora al NCI. El Panel no realiza investigaciones científicas, y sus conclusiones y recomendaciones no deben ser inferidas como políticas o perspectivas del NCI. Contacto: Katherine Nicol, 202-706-7405, knicol@hagersharp.com.

FUENTE President’s Cancer Panel

El President’s Cancer Panel identifica la urgente necesidad de entender mejor las poblaciones diversas, estándar de un cuidado culturalmente apropiado