El uso de fármacos antipsicóticos atípicos aumenta el riesgo de muerte súbita...

El uso de fármacos antipsicóticos atípicos aumenta el riesgo de muerte súbita por causas cardíacas en adultos



COMPARTE ESTA NOTA

ROCKVILLE, Maryland, 14 de enero /PRNewswire-HISPANIC PR WIRE/ — Los pacientes con edades entre los 30 y los 74 años, y que toman fármacos antipsicóticos atípicos tales como risperidona (a la venta como Risperdal), quetiapina (Seroquel), olanzapina (Zyprexa) y clozapina (Clozaril) mostraron un riesgo significativamente más alto de muerte súbita provocada por arritmias cardíacas y otras causas cardíacas, que los pacientes que no tomaban dicho tipo de medicamentos, de acuerdo a un nuevo estudio financiado por la Agency for Healthcare Research and Quality (Agencia para la Investigación del Cuidado de la Salud y la Calidad) (AHRQ) del HHS (Departamento de Salud y Servicios Humanos). El riesgo de muerte aumentó con las dosis más altas de dichos fármacos.

El estudio, denominado “Los fármacos antipsicóticos atípicos y el riesgo de muerte súbita por causas cardíacas”, se publicará en la edición del 15 de enero del New England Journal of Medicine.

Los antipsicóticos atípicos por lo general se usan para tratar la esquizofrenia y los desórdenes bipolares. También se los prescribe off label (para propósitos fuera de las indicaciones de la etiqueta) en síntomas tales como agitación, ansiedad, episodios psicóticos y comportamientos obsesivos. Los antipsicóticos atípicos son menos propensos a provocar temblores y otros graves desórdenes de movimiento que afectan a los usuarios de antipsicóticos típicos.

“Este estudio brinda información crítica acerca de la seguridad de los antipsicóticos atípicos que se pueden usar a efectos de tomar importantes decisiones de tratamiento para los pacientes”, afirmó la Directora de la AHRQ, Carolyn M. Clancy, M.D. “Estas conclusiones ayudarán a los facultativos y los pacientes a sopesar los riesgos y beneficios de estos fármacos, antes de prescribirlos para el tratamiento de la depresión u otros usos off label para otras afecciones”.

El Investigador Principal Wayne A. Ray, Ph.D., y sus colegas del Centro para la Educación y la Investigación en Terapéutica de la Universidad Vanderbilt en Nashville, observaron que los actuales usuarios de fármacos antipsicóticos atípicos tenían un índice de muerte cardíaca súbita que duplicaba el de las personas que no usaban dichos fármacos y similar al índice de fallecimiento de los pacientes que toman antipsicóticos típicos, incluyendo al haloperidol (Haldol) y la tioridazina (Mellaril).

Los investigadores revisaron los registros médicos del programa Tennessee Medicaid e identificaron datos de los pacientes a quienes se les prescribieron antipsicóticos atípicos, incluyendo la cantidad de prescripciones que recibieron, las dosis y la cantidad de días que se les suministraron. Los investigadores concluyeron que los antipsicóticos atípicos no son una alternativa más segura que los antipsicóticos típicos en la prevención de la muerte súbita por causas cardíacas.

El programa CERTs, establecido en 1999, es un programa de investigación administrado por la AHRQ en consulta con la U.S. Food and Drug Administration (Administración de Alimentos y Drogas de EE.UU.) (FDA). El objetivo determinante es el de servir como un recurso confiable en el ámbito nacional para las personas que buscan mejorar la salud a través del uso óptimo de las terapias médicas. El programa CERTs incluye asociaciones con organizaciones públicas y privadas, un comité directivo nacional que abarca a múltiples sectores y a los investigadores del CERTs, un centro de coordinación y 14 centros de investigación.

FUENTE Agency for Healthcare Research & Quality

El uso de fármacos antipsicóticos atípicos aumenta el riesgo de muerte súbita por causas cardíacas en adultos