Estudio de la AHRQ revela que el uso de la tecnología de...

Estudio de la AHRQ revela que el uso de la tecnología de códigos de barras con eMAR reduce los errores en la administración de medicamentos y transcripciones



COMPARTE ESTA NOTA

ROCKVILLE, Maryland, 5 de mayo /PRNewswire-HISPANIC PR WIRE/ — El uso de la tecnología de códigos de barras con el eMAR (record electrónico de administración de medicamentos) reduce significativamente los errores en la administración de medicamentos y las transcripciones, como también los eventos adversos relacionados con los fármacos, según un estudio financiado por la Agency for Healthcare Research and Quality (Agencia para la Investigación y Calidad del Cuidado de la Salud) del HHS (Departamento de Salud y Servicios Humanos). El estudio es publicado en el número del 6 de mayo del New England Journal of Medicine.

El sistema de códigos de barras y eMAR es una combinación de tecnologías que asegura que el medicamento correcto se administre en la dosis correcta, a la hora correcta, y al paciente correcto. Cuando las enfermeras usan esta combinación de tecnologías, las prescripciones de medicamentos aparecen electrónicamente en el registro del paciente una vez que el farmacéutico las apruebe. Las enfermeras reciben alertas electrónicas si se pasa la hora en que se le debe administrarle el medicamento a un paciente. Antes de administrar algún medicamento, las enfermeras deben escanear los códigos de barras en la muñequera del paciente y luego en el medicamento. Si estos dos no corresponden con la prescripción del medicamento aprobada, o no le toca todavía al paciente su próxima dosis, se emite una advertencia.

Los investigadores del Brigham and Women’s Hospital de Boston compararon 6,723 administraciones de medicamentos en unidades hospitalarias antes de la presentación del nuevo sistema de códigos de barras y eMAR con 7,318 administraciones de medicamentos en donde se utilizó el sistema. El uso de la tecnología de los códigos de barras con eMAR se vinculó a reducciones de errores asociados con el horario de administración del medicamento, por ejemplo, cuando no ocurre a la hora correcta, y por otro lado, con la administración de medicamentos sin relación al horario, como el administrarle a un paciente una dosis indebida.

Los investigadores documentaron una reducción del 41 por ciento en la administración de medicamentos no asociada con horario y una reducción del 51 por ciento en posibles eventos adversos de fármacos vinculados con este tipo de error. Los errores en la administración de medicamentos relacionada con el horario, es decir, un paciente recibe un medicamento una hora o más fuera del horario indicado, cayó 27 por ciento. No ocurrieron errores de transcripción ni de posibles eventos adversos de fármacos relacionados con este tipo de error.

“Los errores en la administración de medicamentos en los hospitales presentan problemas sumamente serios y a menudo pueden ocasionarle daño al paciente”, sostuvo la Dra. Carolyn M. Clancy, Directora de la AHRQ. “La buena noticia que surge de este estudio es que el uso de la tecnología de barras de códigos junto con el record electrónico de administración de medicamentos puede ser una intervención importante para ayudar a lograr la seguridad de medicamentos”.

Los resultados tienen mucha importancia ya que la tecnología de códigos de barras y eMAR está siendo considerada como criterio del año 2013 para el uso valioso de la tecnología de la información de la salud bajo el American Recovery and Reinvestment Act (Ley para la Recuperación y la Reinversión de los Estados Unidos) de 2009.

“Nuestro estudio muestra que esta combinación de tecnologías puede hacer más segura la atención de la salud en los hospitales. No obstante, los hospitales necesitan los recursos y talento humano apropiados para emplear con éxito estas tecnologías, por lo que se necesitan mayores investigaciones para identificar las formas de implementarlas de la manera más económica”, dijo el Dr. Eric G. Poon, M.P.H., Brigham and Women’s Hospital, el principal autor del estudio.

Nota editorial: La iniciativa de la tecnología de información de la salud de la AHRQ es parte de la estrategia de la nación de utilizar la tecnología de la información de la salud para mejorar la atención de la salud. Desde 2004, la AHRQ ha invertido más de $300 millones en contratos y subvenciones para más de 150 comunidades, hospitales, proveedores y sistemas de atención de salud en 48 estados para desarrollar el conocimiento y alentar la adopción de prácticas de tecnología de la información de la salud que mejoran la calidad y seguridad.

FUENTE Agency for Healthcare Research & Quality

Estudio de la AHRQ revela que el uso de la tecnología de códigos de barras con eMAR reduce los errores en la administración de medicamentos y transcripciones