JPMORGAN CHASE EFECTÚA CAMPAÑAS DE “TIPAJE DE MÉDULA ÓSEA” COMO PRIMER PASO...

JPMORGAN CHASE EFECTÚA CAMPAÑAS DE “TIPAJE DE MÉDULA ÓSEA” COMO PRIMER PASO DE UNA INICIATIVA DESTINADA A AUMENTAR LOS REGISTROS NACIONALES Y LOCALES; LA NECESIDAD DE DONANTES DE LAS MINORÍAS ES PARTICULARMENTE ENORME



COMPARTE ESTA NOTA

NUEVA YORK–(HISPANIC PR WIRE – BUSINESS WIRE)– 23 de julio de 2002–A partir de mañana, JPMorgan Chase llevará a cabo en su sede mundial, ubicada en Park Avenue, la primera de sus dos “Campañas de Tipaje de Médula Ósea” y solicita a sus empleados de la periferia del centro de la ciudad que participen voluntariamente en esta nueva iniciativa de la dirección de la empresa destinada a fortificar y diversificar los registros del Programa Nacional de Donantes de Médula Ósea (National Marrow Donor Program/NMDP) y del New York Blood Center.

De acuerdo con Frederick Hill, Vicepresidente Ejecutivo de JPMorgan Chase, lo importante de las “Campañas de Tipaje de Médula Ósea” de JPMorgan Chase es que haya una mayor conciencia e interés, en especial entre los empleados afroamericanos, asiáticos e hispanos, porque es necesario que los grupos minoritarios estén más representados en los registros del NMDP y del New York Blood Center, para aumentar las posibilidades de encontrar una persona compatible en caso de emergencia médica.

A nivel nacional, unos 4,4 millones de personas están registradas como donantes voluntarios. De este total, 8,4 por ciento son hispanos, 8 por ciento son afroamericanos y 6,1 por ciento son asiáticos.

“Al convertirse en donante, lo que uno está haciendo en realidad es regalando vida a otra persona”, expresó el Sr. Hill, que también es Presidente del Directorio del Programa de Donaciones de Sangre de JPMorgan Chase. “En el caso de trasplantes de médula ósea, es muy probable que el donante sea un miembro de la familia del paciente, siguiéndole en orden de compatibilidad una persona del mismo grupo étnico, porque las donaciones de médula ósea son específicas de cada grupo étnico”.

“El reclutamiento y educación de empleados en nuestro recinto ubicado en la periferia del centro de la ciudad con sesiones informativas y las dos campañas de tipaje de esta semana”, continuó explicando el Sr. Hill, “constituyen el primer paso de nuestra iniciativa empresarial para ayudar en la expansión y diversificación de los registros nacionales y locales. También hablan de liderazgo, no sólo de una empresa sino de una persona, y estamos pidiendo a nuestros empleados que se conviertan en líderes, que se eduquen acerca del tipaje de médula ósea y cultiven el interés entre sus propios familiares y amigos. Pensamos que nuestros empleados son ‘el primer frente’ del público en general”.

Además de la campaña entre los empleados de la zona antes mencionada de 9 a.m. a 2:15 p.m. el martes 23 de julio, se planea una segunda campaña en 270 Park a la misma hora el próximo viernes 26 de julio. Las campañas de tipaje de médula ósea serán administradas por el New York Blood Center, el banco de sangre local y brazo regional del NMDP. JPMorgan Chase financia todos los costos relacionados con el registro de donantes.

El Sr. Hill señaló que se planearán otras campañas para los empleados de JPMorgan Chase en establecimientos de la firma ubicados en el área metropolitana de Nueva York más tarde este año y en sus establecimientos regionales de todos los Estados Unidos, incluyendo Houston; Tampa, FL; Columbus, OH; y Tempe, AZ, en 2003.

Hasta la fecha, 1.002 empleados de JPMorgan Chase se han ofrecido y registrado como posibles donantes voluntarios de médula ósea. De acuerdo con el New York Blood Center, los dos principales empleadores que reclutan donantes de médula ósea en el área de Nueva York son el Departamento de Bomberos de Nueva York (FDNY) y el Departamento de Policía de Nueva York (NYPD), mientras que JPMorgan Chase se ubica en cuarto lugar.

“Elogiamos a las organizaciones de nuestras comunidades por tomar la iniciativa de educar y reclutar posibles donantes de médula ósea y aplaudimos sus esfuerzos por tratar de llegar a donantes de la minoría en particular”, dijo Linda Levi, Directora de Comunicaciones del New York Blood Center.

La búsqueda de posibles donantes de médula ósea es el próximo paso lógico en la prolongada relación de JPMorgan Chase con el New York Blood Center. Los empleados de JPMorgan Chase han donado un promedio anual de 10,000 pintas de sangre para ayudar a los residentes de la ciudad de Nueva York y sus comunidades aledañas. En el futuro, todas las campañas de sangre de la empresa que se celebren en los establecimientos de JPMorgan Chase ofrecerán también a los empleados la posibilidad de que hagan un tipaje como posibles donantes de médula ósea, señaló el Sr. Hill.

“Nuestra meta es contar con un programa completo de sangre”, agregó.

El registro de un posible donante implica trámites administrativos y una pequeña muestra de sangre del dedo para tipaje de tejido. La probabilidad de hallar un donante compatible de médula ósea no emparentado varía ampliamente. Todos los años, más de 30.000 personas de todo el país son diagnosticadas con enfermedades hematológicas mortales y sólo el 30 por ciento de los pacientes que necesitan un trasplante consiguen donantes compatibles entre los miembros de su familia.

Una vez que se encuentra un posible donante y éste es compatible con la persona que lo necesita, las donaciones de médula ósea puede realizarse mediante dos procedimientos, el quirúrgico que implica anestesia regional o general, y el clínico, llamado “aféresis”, que se realiza en un hospital o banco de sangre. Para solicitar más información sobre donaciones de médula ósea, los residentes del área triestatal pueden llamar al New York Blood Center, teléfono 1-800-NY-BLOOD, ext. 2, o visitar www.marrow.org o www.nybloodcenter.org. El número de teléfono del Departamento de Servicios para Donantes del NMDP es 1-800-526-7809.

J.P. Morgan Chase & Co. es una de las principales firmas globales en materia de servicios financieros con $741.000 millones en activos y operaciones en más de 50 países. La firma, que mantiene relaciones con más del 99% de las empresas de Fortune 100, es líder en banca de inversiones, administración de activos, banca privada, capital privado, servicios de custodia y transacciones, así como en servicios financieros para el mercado minorista y de producción mediana. JPMorgan Chase, un componente del índice industrial Dow Jones, tiene su sede en Nueva York y presta servicios a 30 millones de clientes del sector del consumidor y a más de 5.000 clientes corporativos, institucionales y gubernamentales. Para más información sobre JPMorgan Chase, visite Internet en www.jpmorganchase.com.

El Programa Nacional de Donantes de Médula Ósea (NMDP), creado en 1986, es una organización sin fines de lucro que facilita los trasplantes de médula ósea entre pacientes y donantes voluntarios compatibles que no son familiares. El NMDP lleva un Registro de 4 millones de donantes voluntarios y ofrece servicios a pacientes, al tiempo que realiza investigaciones para fomentar el campo del trasplante de médula entre personas que no están emparentadas.

La red del NMDP incluye centros de donantes, grupos de reclutamiento, centros de recolección, centros de aféresis y centros de trasplantes. El NMDP también busca donantes potenciales a nivel internacional a través de asociaciones con más de 22 países de todo el mundo.

El NMDP facilita los trasplantes de médula ósea para pacientes que sufren enfermedades hematológicas mortales mediante el reclutamiento de donantes. Hoy, más de 100 pacientes reciben trasplantes de médula ósea y células madre de la sangre a través del NMDP todos los meses. No obstante, el número de pacientes que podría beneficiarse y salvar su vida con esta terapia es muchísimo mayor. El NMDP trabaja por cerrar esta brecha.

–30–mem/ny*

CONTACT:

JPMorgan Chase, New York

Catherine Keary, 212/270-7171

http://www.jpmorganchase.com

JPMORGAN CHASE EFECTÚA CAMPAÑAS DE “TIPAJE DE MÉDULA ÓSEA” COMO PRIMER PASO DE UNA INICIATIVA DESTINADA A AUMENTAR LOS REGISTROS NACIONALES Y LOCALES; LA NECESIDAD DE DONANTES DE LAS MINORÍAS ES PARTICULARMENTE ENORME