Mujeres de color son el nuevo enfoque en el trabajo; la revista...

Mujeres de color son el nuevo enfoque en el trabajo; la revista Working Mother nombra las mejores empresas para mujeres de color



COMPARTE ESTA NOTA

NUEVA YORK–(HISPANIC PR WIRE – BUSINESS WIRE)–28 de mayo de 2003–Cuando mujeres de color quieren buscar un buen trabajo, deben dirigirse a American Express, Fannie Mae o IBM, según la revista Working Mother, que publicó hoy su primera lista anual de Las Mejores Empresas para Mujeres de Color.

En una encuesta de mujeres de color que trabajan en empresas estadounidenses importantes que incluyó tres ganadoras, Working Mother encontró que la mayoría de mujeres de color ejecutivas, profesionales y gerentes reportó una satisfacción general con sus oportunidades de ascenso, remuneración y el compromiso de sus empresas con la diversidad.

Sin embargo, entre las 1.115 mujeres africano-americanas, asiático-americanas, latinoamericanas y americanas indígenas que respondieron a la encuesta, incluso las mujeres satisfechas y exitosas indicaron que a menudo tienen que luchar para integrarse y creen que deben rendir mejor que sus homólogas mujeres blancas y hombres para seguir el ritmo. Las mujeres africano-americanas se mostraron las menos optimistas.

El nivel de satisfacción cae entre el conjunto de encuestadas que indicaron que sus jefes les “consideran mujeres de color”, con el 51 por ciento creyendo que ser una mujer de color ha impedido su progreso profesional, frente al 18 por ciento del total de las encuestadas.

El 31 por ciento de las mujeres encuestadas ocupan puestos de gerencia o ejecutivas, aunque el 39% tienen títulos de postgrado. “A pesar de su creciente presencia en el mundo corporativo de EE.UU., las mujeres de color siguen quedándose atrás en términos de sueldo y ascenso”, comentó Jill Kirschenbaum, redactora jefa de Working Mother. “No tienen la representación que les corresponde en puestos de gerencia, en oficinas ejecutivas y en juntas directivas. Y, debido a que muchos programas de diversidad corporativa incluyen hombres de minorías y mujeres blancas, es fácil pasar por alto el progreso de las mujeres de color”.

Para cambiar esta situación, Working Mother lanzó una iniciativa para encontrar las mejores empresas para mujeres de color. La redactora jefa Jill Kirschenbaum comenta, “Al empezar este proyecto hace más de un año, sabíamos que había que recorrer un camino difícil, ya que son pocas las empresas que mantienen datos separados sobre mujeres de color. Pero el interés del mundo comercial actual en avanzar a mujeres de color se hizo evidente cuando más de 100 empresas se inscribieron para la solicitud de aparecer en nuestra lista. Empresas que nunca controlaron esa información ya han empezado a hacerlo y en el mundo corporativo de EE.UU., lo que se mide es lo que se hace”.

La señora Kirschenbaum explica que “aunque aparecen solamente tres compañías en la primera lista, tenemos confianza que los puntos de referencia establecidos por las empresas ganadoras este año representarán un arranque para el progreso de mujeres de color en todo el país. Nuestro objetivo es similar a nuestra meta original con la lista de las ‘100 mejores empresas para madres que trabajan’ que hemos publicado durante 18 años,” comenta Kirschenbaum. “Queremos inspirar a todas las mujeres – y las empresas que las emplean – a pensar de manera distinta, y como parte de este proceso, mejorar el lugar de trabajo para todas las mujeres”.

¿Qué hacen las mejores empresas para mujeres de color? Working Mother encontró políticas de remuneración que recompensan a gerentes por ayudar en el progreso de mujeres de color; la inclusión de mujeres de color en planes de sucesión; encuestas de los empleados sobre asuntos de diversidad; conferencias, seminarios y simposios para mujeres de color e iniciativas de diversidad de proveedores y esfuerzos de cabildeo dedicados a mujeres de color.

Otros distintivos incluyen consejos de diversidad designados, grupos de contacto entre empleados, capacitación en la diversidad para empleados y gerentes y capacitación de mentores y liderazgo para mujeres de color. Tres cuartos de las mujeres encuestadas en estas empresas encuentran sus valores sobre la diversidad compartidos por la compañía; y cuatro de cada cinco piensan seguir con sus empresas durante los próximos 12 meses.

“Lo que hemos encontrados es que empresas que entienden la importancia de la diversidad han empezado a centrarse en lo que tienen que hacer para reclutar a mujeres de color y luego garantizar que el talento se recompensa para que se quede en la empresa”, comenta Kirschenbaum. “Sin embargo, es importante recordar que el alto nivel de satisfacción que encontramos entre las mujeres en la encuesta es un reflejo del compromiso de sus organizaciones hacia la diversidad”, añadió. “Estas mujeres trabajan en empresas que se auto- seleccionaron como buenas empresas para mujeres de color y el optimismo de las mujeres que trabajan allí lo refleja. Sabemos de otras encuestas que empresas en general todavía tienen mucho trabajo que hacer”.

Y entre los asuntos más sutiles que tienen que abarcar, comenta Kirschenbaum, es el asunto del aislamiento: cuánto uno expresa o esconde sus raíces culturales en el trabajo. “Cuando las africano-americanas deciden no llevar su cabello en dreadlocks o trenzas, o las americanas indígenas creen que no pueden celebrar sus ritos sagrados, o latinas o asiáticas creen que no deben hablar sus propios idiomas incluso en conversaciones privadas, entonces la mezcla puede interferir con la identidad y sus experiencias en la cultura corporativa. Y eso puede afectar la productividad, además de su satisfacción con sus organizaciones”.

Como parte de una iniciativa continua, Working Mother Media presentará la primera conferencia anual de las Mejores Empresas para Mujeres de Color en Nueva York el 23 y 24 de julio, reporta Carol Evans, la directora general de Working Mother Media, la empresa matriz de la revista Working Mother. “Uniremos a mujeres de todos los colores de todo el país para hablar de razas, identidad y cómo los privilegios de blancos afectan el lugar de trabajo. Como parte de nuestra misión de servir a mujeres con audacia, hablaremos de manera abierta de raza y sexo en el trabajo. Para muchas mujeres, ésta será la primera oportunidad de hablar de estos asuntos en un foro público. Tender puentes entre mujeres de distintas razas es la alegría de esta poderoso iniciativa”.

LAS MEJORES EMPRESAS PARA MUJERES DE COLOR DEL 2003 DE LA REVISTA

WORKING MOTHER:

*American Express – con un director general africano-americano (Kenneth Chennault) al mando, cuenta con políticas formales de remuneración que recompensan a gerentes por ayudar en el progreso de mujeres de color, una de las maneras más eficaces para garantizar el éxito. Amex responsabiliza a los gerentes calificando a individuos con base en las capacidades y actitudes – incluida la diversidad – que la compañía considera elementos esenciales del liderazgo. También facilita la inclusión de mujeres de color en planes de sucesión. La compañía ha encuestado a sus empleados sobre asuntos de diversidad todos los años desde 1993, y capacita a sus gerentes en la supervisión de la diversidad. El 81 por ciento de las mujeres encuestadas en la empresa piensan seguir con la empresa durante el próximo año y el 79 por ciento consideran similares sus valores sobre la diversidad con los de la compañía.

*Fannie Mae – que también tiene un director africano-americano (Franklin Raines), empezó una encuesta de los empleados sobre la diversidad el año pasado. Una amplia gama de programas de desarrollo para mujeres de color proporciona el elemento clave de la cultura corporativa, incluyendo ayuda para educación universitaria que permite a empleados de todos los niveles obtener licenciaturas y maestrías a costo de Fannie Mae. Casi la mitad de las mujeres participando en programas de mentores y liderazgo son mujeres de color. Una iniciativa de desarrollo profesional muy exitosa es el programa de rotación de trabajos de la compañía, en el cual los empleados prueban trabajos en otras divisiones para ampliar su experiencia corporativa. La compañía también presenta una conferencia / foro anual para mujeres de color para animar el progreso. Un enorme 83 por ciento de las mujeres encuestadas piensan seguir con la compañía el año que viene y el 75 por ciento consideran sus valores sobre la diversidad similares a los de la compañía.

*IBM tiene una estrategia de cuatro elementos: reclutar, desarrollar, ofrecer mentores y establecer contactos – diseñada específicamente para mujeres de color – con el fin de combatir las cifras tradicionalmente bajas en la tecnología. La compañía tiene simposios para mujeres multiculturales y un instituto de liderazgo activo para ayudar con el ascenso de mujeres de color a puestos ejecutivos. IBM también une a altos ejecutivos y mujeres con menos de cinco años en la compañía en programas como La Red – un grupo de tele-conferencias para mujeres hispanas.

La compañía recluta en todo el mundo y sus esfuerzos están produciendo resultados: desde 1995, el número de mujeres de color ejecutivas ha crecido desde 17 a 74. El 74 por ciento de las mujeres encuestadas consideran los valores de la compañía sobre la diversidad en línea con los suyos y el 83 por ciento piensan continuar con IBM el año entrante.

Metodología: Working Mother llevó a cabo la encuesta de empleados como parte de la selección de las mejores empresas para mujeres de color. Las empresas elegibles incluían empresas comerciales de EE.UU. privadas o públicas con un mínimo de 3.000 empleados e ingresos anuales mínimos de $500 millones. Diez empresas solicitaron aparecer en la lista y siete de ellas eligieron una población aleatoria de mujeres de color profesionales, gerentes y ejecutivas (africano-americanas, asiático-americanas, incluidas mujeres del sub-continente asiático y las islas del Pacífico, latinoamericanas y americanas indígenas), quienes completaron la encuesta de manera anónima en línea. El proceso de elegir las mejores empresas también consideró la población de empleados, programas de ascenso, disponibilidad y control de programas de diversidad y la responsabilidad de los gerentes encargados de los mismos.

Datos demográficos: El 51 por ciento de las encuestadas eran africano-americanas, el 29 por ciento asiático-americanas, el 18 por ciento latinoamericanas y el resto americanas indígenas. El 31 por ciento son gerentes o ejecutivas; el 35 por ciento llevan 11 años o más trabajando en su empresa; y el 84 por ciento tienen por lo menos un título universitario. El 52 por ciento son casadas, el 30 por ciento nunca se han casado y el 45 por ciento tienen niños.

Fundada en 1979, la revista Working Mother alcanza un público lector de más de 3 millones y es la única publicación nacional redactada expresamente para madres que trabajan. Durante los últimos 18 años, su conocida lista de las “100 Mejores Empresas para Madres que Trabajan” ha surgido como un catalizador para el cambio en el mundo corporativo de EE.UU. La revista forma parte de Working Mother Media (WMM), que también controla la National Association for Female Executives (Asociación nacional para mujeres ejecutivas – NAFE), Executive Female y el congreso anual de las 100 mejores empresas. En el año 2002, WMM lanzó la iniciativa de las “Mejores Empresas Para Mujeres de Color”, culminando en un evento nacional programado para julio del 2003 en la ciudad de Nueva York.

–30–CK/ny*

CONTACTO:

Working Mother, Nueva York

Meryl Weinsaft, 212/351-6456

Mujeres de color son el nuevo enfoque en el trabajo; la revista Working Mother nombra las mejores empresas para mujeres de color