SENADORES AFIRMAN DEBER CONSTITUCIONAL DE CONSEJO Y CONSENTIMIENTO, SE MANTIENEN FIRMES ANTE...

SENADORES AFIRMAN DEBER CONSTITUCIONAL DE CONSEJO Y CONSENTIMIENTO, SE MANTIENEN FIRMES ANTE ESTRADA, EL CANDIDATO INSONDABLE, ANTE LAS TÁCTICAS DE INTIMIDACIÓN DE LOS REPUBLICANOS



COMPARTE ESTA NOTA

Washington, D.C.–(HISPANIC PR WIRE)–6 de marzo de 2003–Al rehusar sucumbir a la intensa presión de la Casa Blanca y los líderes republicanos, los senadores demócratas rechazaron un esfuerzo por votar respecto a la designación de Miguel Estrada a la Corte de Apelación del Distrito de D.C. de los Estados Unidos. Estrada ha rehusado responder muchas preguntas respecto a su enfoque de la Constitución y la Casa Blanca ha rehusado divulgar documentos que permitirían que los senadores evaluasen más completamente su aptitud para un tribunal federal. El Presidente de People For the American Way, Ralph G. Neas, describió el voto como una victoria de la Constitución y para el pueblo estadounidense, y una señal de reprobación de los esfuerzos de la administración de Bush por llenar las cortes federales de apelación de ideólogos de la derecha e impedir la función de consejo y consentimiento del Senado. Neas dijo que habrá muchas pruebas adicionales de la determinación de los senadores durante las semanas y los meses venideros, siempre que la administración de Bush rehúse participar en consultas bipartitas y soluciones intermedias respecto a los nombramientos de jueves.

A continuación las declaraciones de Neas:

Este voto era tremendamente importante para el futuro del poder judicial federal y los derechos y las libertades que los estadounidenses cuentan en que las cortes protejan. Es una pérdida importante para la administración de Bush y sus aliados políticos, quienes han tratado de amedrentar a los senadores hasta la claudicación con amenazas y acusaciones indignantes.

Aclamamos el valiente liderazgo de los Senadores Tom Daschle, Harry Reid, el Miembro Rector del Comité Judicial Pat Leahy, sus colegas en el comité, Charles Schumer, Ted Kennedy y Richard Durbin, y todos los otros Senadores que les hicieron frente a las tácticas de intimidación empleadas por la Casa Blanca de Bush y los líderes republicanos del Senado. Particularmente perturbadores fueron los esfuerzos repugnantes de un sinnúmero de republicanos por caracterizar a los oponentes de la confirmación del Sr. Estrada como en contra de los hispanos.

También aclamamos a los varios cientos de miles de estadounidenses, entre ellos los 40,000 partidarios de People For the American Way, quienes se comunicaron con los Senadores y dieron a conocer su oposición a la confirmación del Sr. Estrada.

People For the American Way espera que los el filibusterismo selecto, la presión pública y otras medidas llevarán a consultas, negociaciones y soluciones intermedias verdaderamente bipartitas respecto a los nombramientos judiciales. Solamente una solución bipartita plenamente respaldada por el Presidente Bush podrá resolver un problema creado por un bloque ideológico sin precedente contra los candidatos a las cortes de distrito de la administración de Clinton por los líderes del Senado republicano entre 1995 y 2000 (cuando se bloqueó a 35 por ciento de los candidatos) y por los esfuerzos del Presidente Bush de llenar esas vacantes judiciales con jueces del estilo de Antonin Scalia y Clarence Thomas.

El esfuerzo por los líderes republicanos de invocar un cierre de voto no logró recibir los 60 votos requeridos para concluir el debate y forzar un voto final sobre el nombramiento. Ocurrió durante un intenso cabildeo y una campaña de relaciones públicas por la Casa Blanca, los republicanos del Senado y sus aliados políticos, una campaña conocida por las acusaciones de que la oposición a la confirmación de Estrada estaba fundamentada en la intolerancia hacia los hispanos.

Neas señaló que una mayoría significativa de organizaciones hispanas legales, de derechos civiles y de derechos de los trabajadores, además de una coalición inmensa y diversa de grupos de derechos civiles, derechos de las mujeres y protección ambiental, entre otros, se oponen a la confirmación de Estrada porque les preocupa que como juez federal se dedicaría a restringir la protección de los derechos de las personas.

Para obtener más información acerca del nombramiento de Estrada y otros asuntos del poder judicial federal, visite http://www.pfaw.org/independent_judiciary.

–30–

CONTACTO:

Tracy Duckett o Nathan Richter, 202-467-4999

SENADORES AFIRMAN DEBER CONSTITUCIONAL DE CONSEJO Y CONSENTIMIENTO, SE MANTIENEN FIRMES ANTE ESTRADA, EL CANDIDATO INSONDABLE, ANTE LAS TÁCTICAS DE INTIMIDACIÓN DE LOS REPUBLICANOS