Campaña publicitaria del AFF destaca cultura de corrupción bajo el gobernador puertorriqueño...

Campaña publicitaria del AFF destaca cultura de corrupción bajo el gobernador puertorriqueño Padilla



COMPARTE ESTA NOTA





Campaña publicitaria del AFF destaca cultura de corrupción bajo el gobernador puertorriqueño Padilla


DES MOINES, Iowa, 11 de septiembre de 2014 /PRNewswire-HISPANIC PR WIRE/ — El American Future Fund (AFF), una organización nacional 501(c)4, lanzó su más reciente campaña publicitaria encaminada a denunciar la cultura de corrupción bajo el gobernador puertorriqueño Alejandro Padilla que debe alarmar a inversionistas, acreedores y contribuyentes.

Nick Ryan, fundador del American Future Fund, dijo: “El gobernador Padilla continúa dirigiendo un gobierno que desdeña la Constitución de los Estados Unidos. Sus repetidos esfuerzos por avergonzar públicamente a sus oponentes políticos, deshacer contratos legales y perjudicar a negocios desprevenidos para salvar las apariencias no solo es erróneo, sino que es ilegal”.

Bajo el gobernador Padilla, Puerto Rico ha:

  • Acumulado un alto nivel de deuda pública a través del opaco y políticamente controlado Banco de Desarrollo del Gobierno, a expensas de inversionistas desprevenidos;
  • Violado la Constitución de los Estados Unidos al promulgar una ley ilegal de bancarrota que destruye los derechos de los acreedores y desmantela las pensiones individuales que están invertidas en los servicios públicos de la isla;
  • Forjado cargos contra un banco privado con el fin de confiscar los activos del banco para enriquecer a compinches políticos;
  • Amenazado a una agencia de calificación de crédito radicada en Nueva York con investigación y persecución después que la agencia rebajó el grado de solvencia de la isla; y
  • Presidido sobre la corrupción pública que ha transformado a Puerto Rico en un importante punto de tránsito en el tráfico internacional de drogas que se origina en Venezuela.

Ryan concluye: “Puerto Rico se está convirtiendo en un lugar inseguro para invertir. El gobernador Padilla puede cambiar el rumbo y hacer lo correcto. Nancy Soderberg, una demócrata y ex funcionaria del gobierno de Clinton, lo expresó mejor, al decir que el gobernador Padilla debe “defender los derechos de propiedad, el imperio de la ley, los derechos contractuales y los derechos de inversionistas y acreedores”.

Para ver el anuncio inicial, entre aquí.

Antecedentes 
El gobernador Padilla y su gobierno han emprendido un ataque total contra el imperio de la ley, la Constitución de los Estados Unidos y los derechos de los inversionistas. El primer ejemplo, Doral Financial Corporation, un banco y prestamista hipotecario radicado en los Estados Unidos con el que Puerto Rico firmó legalmente un convenio contractual en 2012 reconociendo que el Estado Libre Asociado le debe a Doral más de $230 millones. El convenio fue ratificado de nuevo por ambas partes en 2013. Pero el gobernador Padilla y su gobierno ahora se están negando a honrar este contrato. Además, el regulador de Doral -la Oficina del Comisionado de Instituciones Financieras- e importantes líderes políticos, entre ellos el Departamento de Justicia, están amenazando al banco y a sus empleados. Estas acciones, que se producen después de la decisión de Doral de presentar un litigio para imponer su acuerdo con el gobierno, son perturbadoras, y un abuso de poder del gobernador Padilla y su gobierno. El segundo ejemplo tiene que ver con una nueva ley, la Ley para el Cumplimiento con las Deudas y la Recuperación de las Corporaciones Públicas, que fue impulsada en la Legislatura por el gobernador Padilla. Esta ley permitiría al gobierno puertorriqueño repudiar las deudas de la Autoridad de Energía Eléctrica de Puerto Rico (AEE) y podría apagar literalmente las luces en la isla debido a las acciones de Padilla. Esta acción perjudica a inversionistas y pensionados para beneficio de unos pocos obligacionistas selectos que están cubiertos por el Banco de Desarrollo del Gobierno.  Esta ley viola la Constitución de los Estados Unidos, y ha causado que la clasificación de los bonos de la isla se haya rebajado a la categoría de bonos basura.


Campaña publicitaria del AFF destaca cultura de corrupción bajo el gobernador puertorriqueño Padilla