El proyecto de ley de AT&T debilita el 911 y pone en riesgo la seguridad pública, a los pequeños negocios y a los clientes de zonas rurales

SACRAMENTO, California, 11 de abril de 2016 /PRNewswire-HISPANIC PR WIRE/ -- Representantes de los trabajadores, clientes y californianos vulnerables están exhortando a la Comisión de Servicios Públicos y Comercio de la Asamblea a rechazar el proyecto de ley AB 2395 (presentado por Evan Low, demócrata en representación de Silicon Valley) de AT&T. El proyecto de ley le otorgaría carta blanca a AT&T para evitar protecciones al consumidor, entre ellas la obligación de prestar servicios a todos los californianos y no solamente a los que proporcionen mayor rentabilidad. 

Logo - http://photos.prnewswire.com/prnh/20160411/353473LOGO

Mediante la medida legislativa, AT&T se propone abandonar a los 10.7 millones de hogares y negocios de California que todavía usan telefonía de línea fija con cables de cobre, porque prefieren la calidad de la llamada, la confiabilidad y las capacidades de emergencia de primera línea de los teléfonos de línea fija. Los pequeños negocios y las comunidades rurales sufrirían particularmente el efecto, ya que con frecuencia no pueden obtener conexiones comparables de servicios inalámbricos, de fibra o basados en la Internet. Hasta que estas alternativas se encuentren más al alcance de todos y satisfagan las necesidades de todos, afirman las organizaciones, la agenda interesada de AT&T representa una desventaja para los consumidores vulnerables y pone en riesgo la seguridad pública.

"En lugar de modernizar el servicio telefónico, este proyecto de ley nos llevaría de vuelta a la época oscura en que los consumidores se encontraban completamente a merced de AT&T", declaró Mark Toney, director ejecutivo de TURN. "Eliminarán las protecciones al consumidor más básicas, independientemente de las enormes repercusiones que abandonar los teléfonos de línea fija podría tener sobre los servicios de emergencia y las comunicaciones vitales".

Las tecnologías más modernas también sufrirían los efectos. La organización Trabajadores de Comunicaciones de Estados Unidos (Communications Workers of America) se opone al proyecto de ley, con el argumento de que AB 2395 podría "dejar a muchos consumidores y comunidades sin acceso a la Internet, o solamente con acceso a la Internet inalámbrico, que es costoso y frecuentemente poco confiable". Toney expresó que muchos de los miembros de TURN, entre ellos personas mayores, personas discapacitadas y familias con niños pequeños, quieren mantener los teléfonos de línea fija aunque tengan teléfonos celulares.   

Entre las organizaciones clave que se oponen al proyecto de ley AB 2395 se encuentran el Distrito 9 de Trabajadores de Comunicaciones de Estados Unidos (Communications Workers of America), la Alianza de Banda Ancha del Condado de Mendocino (The Broadband Alliance of Mendocino County), el Instituto Greenlining, AARP California, la Federación del Trabajo de California (California Labor Federation), la Coalición Nacional de Medios Hispanos (National Hispanic Media Coalition), la Junta de Supervisores del Condado de Mendocino, la Alianza de California por los Estadounidenses Jubilados (California Alliance for Retired Americans), Ciudadano Público (Public Citizen), Centro Nacional Legal del Consumidor (National Consumer Law Center), Centro para la Tecnología Accesible (Center for Accessible Technology), la Federación de Consumidores de California (Consumer Federation of California), y las Congregaciones por el Cambio del Área de San Diego (San Diego Area Congregations for Change).

Contacto: Mindy Spatt, TURN, 415.929,8876 x306

 

Fuente : TURN

Site Preview