ACTIVATE brindara servicios de telesalud a los residentes vulnerables y de bajos...

ACTIVATE brindara servicios de telesalud a los residentes vulnerables y de bajos recursos en el Valle Central de California

El programa piloto de CITRIS y la Universidad de California mejorará la salud de la comunidad y servirá como una hoja de ruta para iniciativas futuras de telesalud.


COMPARTE ESTA NOTA

BERKLEY, California, 10 de septiembre del 2020 /PRNewswire-HISPANIC PR WIRE/ — Hoy, los investigadores de CITRIS (Centro de Investigación en Tecnología de la Información en Interés de la Sociedad) y el Instituto Banatao de la Universidad de California han lanzado “Responsabilidad, Coordinación y Telesalud en el Valle para Lograr la Transformación y la Equidad” (ACTIVATE por sus siglas en ingles) una iniciativa piloto para brindar servicios de telesalud a los residentes de bajos recursos en el condado de Merced, California. En asociación con Livingston Community Health, la red CITRIS de la Universidad de California, distribuidores de tecnología, organizaciones comunitarias y agencias gubernamentales, ACTIVATE tiene como objetivo llegar a las poblaciones vulnerables a los peores resultados de la pandemia COVID-19 con la tecnología, y herramientas que necesitan para acceder y utilizar los servicios de atención médica de telesalud.

ACTIVATE está codirigido por el Dr. David Lindeman, director de CITRIS Health, y la Dra. Katherine Kim, Profesora adjunta de la Escuela de Enfermería Betty Irene Moore y la Escuela de Medicina de la Universidad de California, Davis.

“Los pacientes a los que estamos atendiendo con esta iniciativa llamada ACTIVATE son parte de la populación más vulnerable en la sociedad, y no solo al COVID-19”, dijo Kim. “Muchos son empleados agrícolas latinos, indocumentados y de bajos recursos. Estas comunidades tienen el menor acceso a servicios de atención médica de calidad”.

El Valle Central de California enfrenta algunas de las peores disparidades de salud en el estado y el país. Muchos residentes del Valle carecen de acceso a atención médica, y los proveedores de servicios en esta área tienen cobertura y alcance limitados. Las clasificaciones 2020 de salud por condado de la Fundación Robert Wood Johnson recientemente mostraron al condado de Merced como uno de los “menos saludables” en California. Los trabajadores comunitarios de la salud, los activistas de salud pública y los líderes locales están comprometidos con el progreso ante este dilema, centrándose en invertir en atención de salud de calidad y asequible que llegue a los residentes de áreas rurales y mejore los resultados generales de salud en esta comunidad.

ACTIVATE se lanzará por primera vez en Livingston Community Health en el condado de Merced, y se espera que esta se expanda rápidamente por todo el estado a otros centros de salud comunitarios (CHCs por sus siglas en ingles) y médicos que atienden a poblaciones vulnerables. El objetivo del programa piloto no es solo proporcionar la tecnología necesaria para poder brindar el servicio de tele salud, sino también garantizar que los pacientes estén capacitados para usar la tecnología y ver mejores resultados de salud como resultado. Con ese fin, los participantes del programa recibirán educación sanitaria y capacitación en alfabetización digital, así como software y hardware (teléfonos, tabletas y otros equipos de monitoreo) necesarios para conectarse con proveedores de atención médica y monitorear condiciones de salud crónicas. Sobre la base de la educación sanitaria de los trabajadores sanitarios comunitarios y los asistentes médicos basados en el CHC, el programa hace hincapié en la formación de los médicos de atención primaria en los CHCs. Estos trabajadores de atención médica están a la vanguardia de la atención médica en la era del COVID-19. Ellos están integrados en las comunidades a las que sirven y tienen las habilidades lingüísticas para derribar barreras y ayudar a los pacientes a acceder a servicios de salud física y mental.

“Los pacientes a los que servimos son excluidos con demasiada frecuencia por los modelos de sistemas de salud tradicionales”, dijo Leslie Abasta-Cummings, directora ejecutiva de Livingston Community Health. “Viven en áreas rurales y enfrentan barreras financieras, culturales y legales cuando se trata de acceder estos servicios de salud. Trabajar con estas comunidades para integrar y fomentar el uso de la tecnología de telesalud permitirá a los pacientes gestionar su propia salud y experimentar mejores resultados”.

En colaboración con Livingston Community Health, el programa será implementado y evaluado por una coalición de expertos a través de la Universidad de California (UC) de CITRIS, que incluye expertos de UC Berkeley, UC Davis y UC Merced.

“Telesalud es una forma segura y eficaz para que muchas poblaciones – en especial las comunidades de bajos recursos que se encuentran en áreas rurales del país – accedan a los servicios de atención médica que necesitan, especialmente durante una pandemia”, dijo el Dr. David Lubarsky, vicerrector de Ciencias de la Salud Humana y director ejecutivo de UC Davis Salud. “UC Davis Health se compromete a utilizar nuestra pericia para mejorar la salud de quienes viven y trabajan en nuestro estado. A través del proyecto ACTIVATE, ofreceremos recursos y experiencia para identificar las mejores formas de brindar servicios de telesalud a los proveedores que atienden las poblaciones más vulnerables. También planeamos proporcionar una hoja de ruta para organizaciones públicas y privadas, estableciendo la norma a seguir en California y para todo el país “.

El equipo ACTIVATE evaluará el programa piloto para asegurar que se logren los objetivos de implementación, difusión, adopción y utilización de tecnología; uso exitoso de los trabajadores de salud para alcanzar a estos pacientes; y mejores comportamientos de salud y resultados de atención médica. En colaboración con el Center for Connected Health Policy, ACTIVATE desarrollará una hoja de ruta para las reformas del sistema de salud que incorporan la tele salud. ACTIVATE tiene como objetivo demostrar que la telesalud tiene el poder de servir a las comunidades rurales y vulnerables, y alentar las soluciones de telesalud para mejorar los sistemas de salud comunitarios en forma efectiva y a bajo costo.

El Centro de Investigación en Tecnología de la Información en Interés de la Sociedad y el Instituto Banatao (CITRIS), con sede en la Universidad de California, fue creado en 2001 para aprovechar las mejores investigaciones del mudo al desarrollar soluciones tecnológicas a los mayores desafíos de la sociedad. Los expertos en UC de CITRIS tienen años de experiencia trabajando en temas relacionados con el acceso al cuidado de salud y la inclusión digital. Livingston Community Health es una clínica en el condado de Merced que presta servicios de atención médica primaria y preventiva – independientemente de la capacidad de pago del paciente – a una comunidad principalmente latina.

CONTACTO: Kap Stann, Director de Comunicaciones, CITRIS, communications@citris-uc.org

Logo – https://mma.prnewswire.com/media/1251612/CITRIS_ACTIVATE_Logo.jpg

FUENTE CITRIS

ACTIVATE brindara servicios de telesalud a los residentes vulnerables y de bajos recursos en el Valle Central de California