Según una encuesta, los contribuyentes no verifican la firma del preparador de...

Según una encuesta, los contribuyentes no verifican la firma del preparador de impuestos

La mayoría de los contribuyentes encuestados no podían recordar si su preparador de impuestos firmó su declaración impositiva, lo cual aumenta el riesgo de fraude


COMPARTE ESTA NOTA

SACRAMENTO, California, 8 de abril de 2020 /PRNewswire-HISPANIC PR WIRE/ — Una encuesta en línea pagada por el California Tax Education Council (Consejo de Educación Impositiva de California, CTEC), una organización sin fines de lucro con mandato estatal que administra el registro de 40,000 preparadores de impuestos sin licencia, halló que el 9% de los contribuyentes encuestados afirma que su preparador de impuestos usó una etiqueta comercial en lugar de firmar la declaración de impuestos con nombre.

“Puede parecer una forma legítima de firmar, pero la copia real archivada no incluye la etiqueta. Estos preparadores de impuestos hacen esto para no poder ser rastreados o responsabilizados”, dice Susie DiMaggio, presidenta del CTEC.

La encuesta se realizó durante el período de presentación de la declaración impositiva 2019 y se centró en 500 adultos de Los Ángeles, el mercado que, según la California Franchise Tax Board (Junta de Impuestos de Franquicias de California, FTB), tiene la mayor cantidad de problemas con preparadores de impuestos cuestionables. El 77% de los encuestados le pagó a una persona para que preparara sus impuestos. Solo el 11% dice haber verificado que su preparador de impuestos firmara.

La ley exige que los preparadores de impuestos firmen (de manera mecanografiada o a mano) las declaraciones de impuestos de los clientes que preparan por una tarifa. El IRS exige también que incluyan un Número de Identificación Fiscal del Preparador (PTIN) en sus declaraciones de impuestos federales.

Así es como operan los preparadores de impuestos “fantasma”. Imprimen las declaraciones de impuestos de los clientes, les dicen que las firmen y las envíen. Lo que muchos contribuyentes no advierten es que, en lugar de un nombre, la declaración de impuestos es incluida como “self prepared” (preparada por el propio contribuyente). En las declaraciones de impuestos presentadas de manera electrónica, su nombre también se omite. Otras estafas típicas incluyen afirmar que “se olvidaron” de firmar o prometer firmar la declaración de impuestos después de recibir el pago.

“El CTEC está trabajando con la FTB en un programa de cumplimiento piloto destinado específicamente a estos fantasmas”, dice DiMaggio. “Será interesante ver cómo evolucionan los resultados con las extensiones de presentaciones. ¿Se quedarán rondando por ahí y darán más tiempo a nuestra vigilancia para que los rastree?”.

La ley de California dice que solo un abogado, contador público certificado (CPA), preparador de impuestos registrado en el CTEC (CRTP) o agente inscrito (EA) puede preparar declaraciones de impuestos por una tarifa. Los contribuyentes pueden enviar informes anónimos relacionados con preparadores de impuestos fantasma a CTEC.org. El CTEC fue creado en 1997 por la Legislatura del Estado de California para proteger a los contribuyentes de los preparadores de impuestos fraudulentos.

FUENTE California Tax Education Council (CTEC)

Según una encuesta, los contribuyentes no verifican la firma del preparador de impuestos